lunes, 12 de abril de 2010

24 días en Irán (8): Mashhad, Tus y Neishabur

Siguiendo con los 24 días en Irán, desde Tehran tomamos el tren a Mashhad, en la provincia de Jorasan Razavi, la ciudad santa donde se encuentra la tumba del Octavo Imán, Reza, y un importante lugar de peregrinación para los chiítas.


Lugares de interés en la provincia de Jorasan Razavi (IRNA) 

Lugares de interés en la provincia de Jorasan Razavi (ITTO) 


TRANSPORTES

La ciudad de Mashhad se encuentra muy alejada de Tehran, a 850 kms y las opciones son o un vuelo interno o el tren, que sale a mediodía de Tehrán y llega a Mashhad a las 07.00, más o menos.

El tren es cómodo, dispone de coche-cama (son compartimentos de 4 literas con aire acondicionado), donde te dan sábanas y almohada y servicio de comidas calientes.

Compañía de ferrocarriles: Iranian Railways

HOTELES
Grand Hotel Ferdowsi
Blvd. Modarres 20
Telf: 0098 511 2216162-6
Fax: 2224078

Es un hotel de 2 estrellas, de habitaciones cómodas.


VESTIMENTA

Mashhad es una ciudad más conservadora donde es recomendable ir con colores oscuros, preferentemente negro. Para las mujeres sólo es preciso chador para el acceso al mausoleo (se pide prestado en los hoteles).

LUGARES DE INTERÉS EN MASHHAD

El mausoleo del Imán Reza

Mashhad alberga desde el año 817 la tumba del Octavo Imán, Reza, en la plaza Astan-e Qods-e Razavi. El mausoleo del Octavo Imán es un lugar interesante para ver la intensa vivencia religiosa del chiísmo. Recibe 20 millones de peregrinos al año y está abierto las 24 horas del día.




Foto: vista del Mausoleo de Mashhad
Autora: Marta Leonor Vidal García


El Chíismo

Irán es un país musulmán mayoritariamente chiíta, la segunda rama principal del Islam, mayoritaria en Irán, Iraq, Bahrein y el sur del Líbano, con minorías en Siria, Afganistán, Pakistán y otros lugares y que supone entre un 10-15% del total de creyentes de esta religión frente a un 80-85% de Sunníes.

La escisión entre las dos ramas del Islam se genera a raíz del conflicto sucesorio surgido a la muerte del Profeta Mahoma. Los Sunníes eligieron como sucesor a Abu Bakr al Siddiq y los chiíes a Alí, el yerno de Mahoma como líder (Imán) de la comunidad.

Los Chíitas rechazan la autoridad de los tres primeros califas. Siguen los preceptos de hadices diferentes a los de los Sunníes y tienen tradiciones legales propias. Son menos “literalistas” y sus teólogos tienen mayor libertad interpretativa del Corán y de los hadices. Los Imanes juegan un papel fundamental, formando una jerarquía eclesiástica con autoridad interpretativa y un verdadero contrapoder frente al poder político.

El Chiísmo celebra su principal festividad, la ashura, conmemorando con procesiones de flagelantes el martirio del Iman Hussein, hijo de Alí, asesinado por los Omeyas en Kerbala, como símbolo de la lucha contra la injusticia, principio que está muy marcado en el Chiísmo por su origen.


El Octavo Imán

El Octavo Imán, Reza (Imam Ali Ar-Rida Ibn Musa) nacio en el 765 y murió en el 817. Defensor de la separación del poder político y religioso, acabó cediendo a las presiones del Califa Ma'mun para sucederle en el califato en el 814 y finalmente acabaría muriendo envenenado en la ciudad de Tus,  parece que por orden del propio Ma'mun, que empezaba a temer la expansión del chiísmo.

Entrada al mausoleo

Las guías de viaje advierten de la prohibición de entrada de no musulmanes a los mausoleos de Mashhad, Qom y Shiraz. En Mashhad sólo pueden acceder a una pequeña zona separada donde dan una charla a los grupos y regalan folletos pero no pueden acceder al resto del complejo.

Las religiones del Libro (judaísmo y cristianismo) no son rechazadas por el Islam y de hecho, en Irán se permite el acceso a las mezquitas, pero el motivo es que los mausoleos son lugares considerados muy sagrados y para la entrada la religión prescribe abluciones y rezos.

En mi viaje en septiembre de 2006 no tuvimos ningún problema para acceder al complejo, nos llevó un mullah que estuvo cenando con nosotros esa noche, nos acompañó al recinto y entramos en grupos de dos personas y prescindiendo del guía local (que no puede arriesgarse a tener un problema).

No obstante, no sé cómo estará la situación ahora y naturalmente para nada animo a nadie a actuaciones transgresoras que le puedan traer problemas. Es mejor que si desean acceder lo hagan acompañados de algún local pues para la entrada a mausoleos deben respetarse una serie de prescripciones.

Entrar de noche a los mausoleos, además de facilitar más el pasar desapercibido, permite conocer un ambiente mucho más intenso que de día.

Los hombres es recomendable que lleven una camisa discreta y colores oscuros. En el caso de las mujeres es obligatorio el uso de chador. Para los zapatos llevar una bolsa de plástico para guardarlos y evitar las sandalias de turista de esas de tiras de velcro. En Mashhad llamaron la atención a la entrada a algunas compañeras por no llevar calcetines.

Hay que ser muy respetuoso dentro del complejo, donde tampoco está permitido sacar fotos (de hecho está prohibida la entrada de bolsos o cámaras y cachean a la entrada)

La noche de la vista "no oficial" estuvimos cenando en la terraza de un restaurante a donde vino  a asesorarnos el mullah que luego nos acompañaría hasta el Mausoleo. El mullah era "seyyed", descendiente del profeta, que se identifican por llevar turbante negro y no blanco.


Foto: vista del Mausoleo de Mashhad
Autora: Marta Leonor Vidal García


Mashhad es un recinto muy grande y es muy fácil perderse entre tanto patio y ponerse nervioso al no encontrar la salida, por lo que se debe tomar alguna referencia visual para orientarse. La zona de alrededores de la tumba del Octavo Imán puede ser muy agobiante y claustrofóbica. Está atestada de peregrinos y el fervor religioso es muy exacerbado, la gente está muy emocionada, llora, grita y sientes como una marea humana de calor y sudor te empuja, te golpea, te arrastra. Acercarse a la zona de la tumba del Octavo Imán tiene sus riesgos: a uno se le rompió la bolsa de los zapatos en la oleada de empujones y casi le rompen las gafas en mitad del tumulto. Yo por mi parte en cuanto ví el panorama en la zona de mujeres desistí de acercarme ante el riesgo de que me tirasen al suelo y terminaran de rematarme el esguince de tobillo que llevaba arrastrando desde España. Shiraz y Qom son muchísimo más tranquilos.

Al día siguiente por la mañana volvimos para la visita "oficial" en la que te pasan a una sala con una charla y un vídeo. Regalan también folletos en español  (La Vida de los Doce Imanes).



Foto: chadores para la visita a Mashhad
Autor: Ricard Boscar



Otros lugares de interés

- El Bazar. De compras recomiendo comprar azafrán, que es de una extraordinaria calidad a precio muy barato. También son muy bonitas las turquesas de Mashhad, aunque aquí cuesta encontrar una montura bonita, mejor comprar sólo la piedra.

- La mezquita de Gohar Sahd, del siglo XV.

- Museos: Ghods-e Razavi, con ejemplares del Corán de todas las épocas; El Museo y la tumba de Nader Sha, fundador de la dinastía afsharida en el siglo XVII; el Museo mausoleo Moghaddas, con piezas únicas.

- El santuario Baghe Jaye Rabi, del siglo XI


ALREDEDORES DE MASHHAD

TUS
 
La ciudad de Tus, a 22 kilómetros de Mashhad cuenta con dos visitas de interés:

Mausoleo del poeta Ferdowsi

Ferdowsi, poeta del s. X autor de la Shahnameh o Libro de los Reyes, es uno de los poetas épicos más conocidos de Irán.

Dentro hay un empleado del recinto que hace una escenificación en farsi de la epopeya durante la visita (no te enteras de nada lógicamente pero tiene su gracia).



Foto: Mausoleo de Ferdowsi
Autora: Marta Leonor Vidal García


Madrasa y mezquita de Haruniyeh

Data de la era de Harun Al Rashid (s. IX) y fue uno de los pocos vestigios de la ciudad que no se cargó Tamerlán en el s. XV.




Foto: Madrasa y Mezquita de Haruniyeh
Autora: Marta Leonor Vidal  García



NEISHABUR

A 115 kms de Mashhad, alberga la tumba de Omar Khayyán en un jardín de las afueras a donde fuimos a pasar una tarde contratando un taxi desde Mashhad. El monumento es bastante feo aunque no llega a superar al de Avicena en Hamadan, que puso el listón muy alto. Sólo es una visita para incondicionales de Khayyán, como curiosidad para visitar el lugar donde está enterrado, y sentarse en las teterías del parque.

De traducciones de las Rubbaiyat,  la version más difundida está basada en la traducción de Edward Fitzgerald, muy libre.

Voy a recomendar esta traducción de las Rubaiyyat que llevaba una compañera del viaje y que es bastante fiel al texto original.

Traducción recomendada:
"Rubbaiyyat" El poema original del místico sufi
Traducción directa del persa de Omar Ali-Sah y Robert Graves
Version española Alejandro Calleja
Ediciones Dervish Internacional

Les dejo en cualquier caso una de las muchas versiones on line de las Rubaiyyat.



Foto: Tumba de Omar Khayyán
Autora: Marta Leonor Vidal García






No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada